De la biblioteca a la pantalla… y de vuelta: How the Grinch Stole Christmas! (1966)

© Roberto De León González 2014

Número 71 – 23 de diciembre de 2014

—————————————————————————————-

Con la idea de que tras una gran cinta suele haber un gran libro, se concibió la serie De la biblioteca a la pantalla… y de vuelta. Su principal propósito es inspirar al público que gusta del cine a tomarle también gusto a los clásicos de la literatura y de la historia. Si desea hacer sugerencias, comentarios o correcciones, puede enviarlas a la siguiente dirección:

 

robertodeleonus@yahoo.com

 

La serie De la biblioteca a la pantalla… y de vuelta no pretende ser una crítica de cine.

———————————————————————-

How the Grinch Stole Christmas! (1966)

 

 

Es usted un malvado, Sr. Grinch,

no tiene usted honor.

¡Es tan tierno como un cactus,

como anguila es su encanto,

Sr. Grinch!

Es usted un guineo podrido,

con cáscara… ¡oscura y grasosa!

 

Primeras estrofas de “You’re a Mean One, Mr. Grinch”, en

How the Grinch Stole Christmas! (1966).

Todas las traducciones:

© Roberto De León González, 2014.

 

Si llama usted a alguien grinch en inglés, le diremos que es un insulto. Pero, para empezar, ¿qué es un grinch?

La versión actual y gratuita del diccionario Merriam-Webster lo define (y traducimos aquí), entre otras cosas, como persona desagradable que arruina la diversión o disfrute de otros. Como otra acepción ofrece la palabra “spoilsport”, es decir, aguafiestas.

Iniciado con mayúscula, Grinch es nombre de un personaje nacido de la fértil imaginación de Theodor Geissel, mejor conocido como el Dr. Seuss. No era lindo ese “hijo”; más bien dan ganas de decirle a Seuss, “Doctor, le presento a su monstruo.” Y, de hecho, así se le describe en su canción (lea un poco más adelante).

¿Acaso duda de tal afirmación? Como habrá notado, querido lector, citamos unos versos traducidos (como mejor se pudo) de la canción para el personaje titular. Eran solo los primeros, y solo empeora…

¡Es usted un monstruo, Sr. Grinch!

Su corazón, vacío pozo.

El cerebro, de arañas lleno.

¡Su alma, ajo tiene,

Sr. Grinch!

¡Yo no le tocaría

con una vara de treinta y nueve y medio pies!

 

El Grinch vivía en las montañas, desde donde podía divisar la villa de los Felices (Whoville, en el original). No vivía lo suficientemente lejos para su gusto, pues cada Navidad oía el alboroto que hacían con sus juguetes y fiestas, y para completar, los cantos con que celebraban la temporada. Antipático, odiaba la algarabía, y una víspera de Navidad concibió un plan malvado: robaría todos los juguetes, decoraciones, toda cosa con que los Felices celebraban la Navidad. Quitándoles todo artificio, todo signo aparente, pensó, acabaría con la fiesta.

Nada más lejos de la verdad. Los Felices celebraron la Navidad con su alegre canto, y el Grinch descubrió que la Navidad no es algo que se compra en una tienda. Es algo más; y esa epifanía le redime, lo que es bueno, porque entonces… Ahora, tómese el tiempo y lea el cuento, o vea la peliculita (con menos de media hora, es la más corta que hemos comentado).

Todo esto tuvo un génesis. En 1957, Geissel ya era un escritor conocido, y se dio a la tarea de establecer Beginner’s Books. Helen, su primera esposa, seguía (a pesar de un pequeño infarto cerebral) de editora extraoficial, como con el resto de sus obras. Según parece, él quería hacer un cuento de Navidad que hiciera juego con su Cat in the Hat.

 

Los escritores son, entre otras cosas, creadores de mundos nuevos y, si se les da la invención, acaso agentes de viajes. Ahora, cuando inventan tales mundos, no siempre saben adonde les llevará el viaje. En el caso de Seuss, le llevó un rato al infierno de los escritores. Dejemos que él mismo lo explique:

 

“Me atasqué sacando al Grinch del lío. Me vi en una situación en la que mi voz era como la de un predicador de segunda o alguien que cita de la Biblia… Desesperado, por fin… sin otra declaración, mostré al Grinch cortando la ‘bestia asada’… Había repasado miles de opciones religiosas, y luego de tres meses salió así.”

 

El cuento no solo pasó el cedazo de Helen, sino fue bien acogido por la crítica y, cuando llegó a las librerías, se vendió muy bien. Pero eso no quedó ahí; en 1966 fue llevado a la televisión, en una película corta (no hablamos aquí de la versión con actores vivos estelarizada por Jim Carrey; sobre eso, encuentre notas más adelante). A los adultos de ese tiempo podrá haberles chocado que la narración y voz hablada del Grinch quedó a cargo de Boris Karloff, mejor conocido por sus papeles de malvado y monstruo en el cine, entre otros el de Frankestein. (Karloff no era buen cantante, por lo que otro actor se encargó de las canciones.) Pero para quienes conocieron íntimamente a William Henry Pratt (Karloff era su seudónimo), no había misterio alguno. Pratt era una persona amable y considerada, que adoraba a los niños y, cada Navidad, se disfrazaba de Padre Navidad (algo así como Santa Claus) para los pacientitos incapacitados de un hospital pediátrico en Baltimore, Maryland. En nuestra opinión, hizo al Grinch de maravilla: el mismo actor que podía infundir terror y repugnancia cuando hacía falta, era completamente creíble en su empatía, mostrándonos a un Grinch reformado. Fue este uno de los últimos trabajos de Karloff, y nos parece le gustó mucho.

 

Con la venia de los lectores, terminaremos con este verso, de nuestra propia creación:

 

Así que, si en estos tiempos

alguien amarga su vida,

pida por esa persona

y no le dé por causa perdida…

 

Después de todo, hasta el Grinch terminó amando la Navidad.

 

 

*** *** *** *** *** *** *** *** *** *** ***

How the Grinch Stole Christmas! está en vídeo, e incluso se le puede encontrar en línea.

Esta cinta no tiene clasificación en los Estados Unidos. En Canadá, la cinta ha sido clasificada G, es decir apta para todo público. Nos hacemos eco de imdb.com: el Grinch podría asustar a algunos niños de muy corta edad (entre 1 y 4 años de edad).

*** *** *** *** *** *** *** *** *** *** ***

 

Lo prometido es deuda. Hay dos versiones de cómo el Grinch se roba la Navidad, una de 2000 y la que comentamos. ¿Cuál es mejor? Sometemos algunas opiniones:

http://carlthecritic1291.hubpages.com/hub/How-the-Grinch-Stole-Christmas-Comparison-between-the-Old-and-New

http://timarthur.com/how-the-grinch-stole-christmas-two-versions/

 

El personaje al que hemos aludido trae a la memoria a otro amargado de la vida en Navidad: Ebenezer Scrooge, protagonista de A Christmas Carol. La pluma de Charles Dickens esbozó en él a un malvado insensible. Acaso tenemos la mayor competencia para villanos en su género, si bien a uno le es indiferente la Navidad y el otro trata activamente de arruinarla. Vera aquí comparaciones entre los dos, y en el último enlace vote, si quiere, por su malvado favorito.

http://archive.azcentral.com/ent/holiday/articles/2008/12/15/20081215grinchvsscrooge1215.html

https://in.answers.yahoo.com/question/index?qid=20141214132959AA6tUqS&act=dq

http://teddythethinker.wordpress.com/2013/12/23/ebenezer-scrooge-vs-the-grinch-who-is-worse/

http://www.cbc.ca/newsblogs/yourcommunity/2011/12/the-grinch-vs-scrooge-who-is-the-ultimate-christmas-curmudgeon.html

Si cree que ya sabe todo sobre este cuento y su traducción a la pantalla, prepárese. Vienen aquí datos que tal vez ni sospechaba:

http://uproxx.com/tv/2011/12/7-things-about-how-the-grinch-stole-christmas-that-you-might-not-know/

Ningún escrito sobre esta versión del Grinch estaría completa sin hablar de Boris Karloff. Este actor, largamente estereotipado como antagonista (cuando no malvado o monstruo) era, en realidad, una belleza de ser humano. Karloff dejó el gran teatro del mundo poco después, pero podemos conocerlo y maravillarnos con su genio.

http://thethunderchild.com/Movies/VertliebViews/BorisKarloff.html

http://www.imdb.com/name/nm0000472/bio?ref_=nm_ov_bio_sm

Para conseguir el cuento, tiene muchas opciones. Si su librero favorito no lo tiene, intente los siguientes enlaces, donde lo encontrará impreso o en diversos formatos electrónicos:

http://apps.microsoft.com/windows/en-us/app/how-the-grinch-stole-christmas/9f258919-0618-4312-9d2c-a48a9d74a214

https://itunes.apple.com/us/app/how-grinch-stole-christmas!/id343766429?mt=8

http://www.amazon.com/Grinch-Stole-Christmas-Classic-Seuss/dp/0394800796/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1419282583&sr=1-1&keywords=how+the+grinch+stole+christmas

http://www.barnesandnoble.com/w/how-the-grinch-stole-christmas-dr-seuss/1027969128?ean=9780394800790

El especial de televisión está disponible en vídeo. Le facilitamos algunos sitios donde lo hallará a la venta: también puede hallarse en servicios como Netflix (esta última búsqueda le tocará al suscriptor).

http://www.amazon.com/Seuss-Grinch-Stole-Christmas-Deluxe/dp/B002JUFPUE/ref=sr_1_3?s=movies-tv&ie=UTF8&qid=1419282785&sr=1-3&keywords=how+the+grinch+stole+christmas

http://www.barnesandnoble.com/w/dvd-how-the-grinch-stole-christmas-boris-karloff/3619939?ean=883929042258

Si aún desea profundizar sobre la obra de Dr. Seuss, tal vez le convenga consultar la siguiente enciclopedia en línea…

http://seuss.wikia.com/wiki/Dr._Seuss_Wiki

 

*** *** *** *** *** *** *** *** *** *** ***

 

Los siguientes recursos están disponibles en bibliotecas de la Universidad de Puerto Rico en Río Piedras.

 

El cuento que inspira esta cinta no se encuentra en el Sistema de Bibliotecas, ni en otras bibliotecas del Recinto de Río Piedras. Se encuentran, sin embargo, otras obras del mismo autor:

And to think I saw it on Mulberry street

by Geisel, Theodor Seuss

New York: The Vanguard Press [1937].

UPR RRP SB Lázaro, Biblioteca de Ciencias Bibliotecarias e Informática

J

E

G313a

Mr. Brown can moo!: can you?

by Seuss, Dr.

New York: Random House, c1970.

UPR RRP SB, Biblioteca de Educación, Colec. Juvenil

J

813

S496m

The cat in the hat

by Seuss, Dr.

Boston: Reprinted for Howe Press, Perkins School for the Blind by National Braille Press, 1982,

c1957.

UPR RRP SB Lázaro, Servicio a Impedidos

[J]

E

G313c2

The cat in the hat

by Seuss, Dr.

New York: Random House, 1985, c1957.

UPR RRP SB, Biblioteca de Educación, Colec. Juvenil

J

813

S496c

Green eggs and ham

by Geisel, Theodor Seuss.

New York: Beginner Books; a division of Random House, 1960.

UPR RRP SB Lázaro, Biblioteca de Ciencias Bibliotecarias e Informática

[J]

E

G313g

Green eggs and ham

by Seuss, Dr.

New York: Beginner Books, c1988.

UPR RRP SB, Biblioteca de Educación, Colec. Juvenil

J

813

S496g

Horton hatches the egg

by Geisel, Theodor Seuss

New York: Random press, [1940].

UPR RRP SB Lázaro, Biblioteca de Ciencias Bibliotecarias e Informática

J

E

G313h

Horton hears a who!

by Seuss Geisel, Theodor.

New York: Random House, c1954.

UPR RRP SB Lázaro, Biblioteca de Ciencias Bibliotecarias e Informática

J

F

G313h

Dr. Seuss’s ABC.

by Seuss, Dr.

New York: Beginner Books, [1963].

UPR RRP SB, Biblioteca de Educación, Colec. Juvenil

J

813

S496d

Oh, the thinks you can think!

by Seuss, Dr.

New York: Beginner Books, [1975].

UPR RRP SB Bibliotecología, Juvenil

E

G313o

There’s a wocket in my pocket!

by Seuss, Dr.

New York: Beginner Books, c1974.

UPR RRP SB, Biblioteca de Educación, Colec. Juvenil

J

813

S496t

 

———————————————————————————————-

La serie De la biblioteca a la pantalla… y de vuelta es un esfuerzo privado y propiedad intelectual exclusiva de su autor.

 

Roberto De León González

Sistema de Bibliotecas

Universidad de Puerto Rico

Río Piedras

———————————————————————————————-

© Roberto De León González, 2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s